Suscribirse al Boletín
Marzo - Mayo 2017
Últ. arquitectos entrevistados
Últimos artículos Online
Últimos artículos en Descarga
28/07/2014 / Gisela Bühl / 460

El Grupo Liebot refuerza su presencia europea

El Grupo Liebot, líder europeo en la fabricación de ventanas y propietario entre otras de la firma K-LINE, da un paso más para afianzar su liderazgo europeo centrándose en mercados de alto crecimiento, como Europa Central. Para ello, el Grupo ha anunciado la adquisición de una empresa de fabricación de carpintería de PVC en Polonia, al mismo tiempo que anuncia la construcción de una nueva fábrica de carpinterías de aluminio en Lyon.

Adquisición de la firma polaca Vetrex

Con el fin de establecerse en Polonia, el pasado 2 de julio el Grupo Liebot adquirió la compañía Vetrex, empresa dedicada a la fabricación de carpintería de PVC que con una plantilla de unas 300 personas, facturó el pasado ejercicio 2013, la cifra de 22 millones de euros.

El objetivo del Grupo es clara: producir y vender en el corazón de los mercados de interés, como Europa Central. En el año 2009 el Grupo ya empezó su expansión europea con la adquisición de una empresa de fabricación de ventanas de aluminio en España, y continúa ahora la expansión con los mercados con mayor potencial de Europa Central. "Estamos interesados en mercados de crecimiento como Polonia, para ampliar nuestra área de influencia en el centro de Europa. Nos instalamos en estos mercados para la fabricación de productos que, a la vez que cubren la demanda local, también consiguen reducir los costes de transporte o simplemente involucrarse en la comunidad local. Esta adquisición nos permitirá eventualmente afianzarnos en uno de los líderes de la ventana en Europa", comentó al respecto Bruno Léger, Director General de Grupo Liebot.

Una nueva fábrica para apoyar el crecimiento del Grupo en Ain (Lyon-Francia)

Ésta expansión europea pasa también por la puesta en marcha de un nuevo proyecto industrial de construcción de una planta de producción de ventanas de aluminio cerca de Lyon (Parque Industrial de Plaine de l'Ain, en Saint-Vulbas) con una superficie de 13,5 hectáreas, con la que el Grupo complementará el aparato de producción de K-Line y que actualmente consta de 1 planta en Parets del Vallés (España) y 4 en Les Herbiers (Francia). La nueva factoría permitirá a la compañía acercarse a las zonas con más alto potencial de crecimiento en Francia y optimizar y racionalizar sus flujos industriales y logísticos. Según palabras de Bruno Léger "Para lograr abarcar todo el mercado francés y para apoyar nuestro crecimiento, decidimos construir una fábrica en la región de Lyon, la cual nos acerca a los crecientes mercados regionales de los que estamos por el momento geográficamente distantes. Esta inversión va acompañada de la creación de puestos de trabajo".

Próximos eventos
Cursos destacados
Últ. entrevista
Últimos nombramientos