Suscribirse al Boletín
Enero-Febrero 2021
Anuario
Últimos nombramientos
Próximos eventos
Artículos
18/02/2021 / Gisela Bühl / 1037

El proyecto KnoWood formará profesionales especializados en la construcción de edificios de madera

La madera renace como material sostenible para la construcción de edificios. Sin embargo, sigue sin tener suficiente protagonismo en la formación superior, por lo que muchos profesionales tienen un conocimiento muy limitado de sus cualidades. El proyecto europeo KnoWood, en el que participan la Universitat Politècnica de Catalunya y la empresa catalana House Habitat, pretende contribuir al fortalecimiento de la formación en este ámbito y con ello promover la reducción del impacto ambiental en la edificación.

 

En la pequeña ciudad noruega de Brumunddal, junto al lago, se yergue imponente el Mjøstårnet, un edificio de uso mixto construido hace poco más de un año, que con 18 pisos y 85,4 metros de altura es el más alto con estructura de madera del mundo. Destronó a la residencia de estudiantes de la Universidad British Columbia, construida en 2016 en Vancouver (Canadá), de apenas medio metro menos. Actualmente, en la ciudad de Milwaukee (EE.UU.), se está construyendo un edificio de 25 plantas con estructura de madera.

El interés creciente en diferentes lugares del mundo por la construcción sostenible de grandes edificios construidos con madera es notable. También de edificios de mediana altura. Proyectos importantes de este tipo avanzan en Catalunya progresivamente. Como el impulsado desde la administración local en Cornellá, de 5 plantas con 85 viviendas; o, de iniciativa privada, en Cardedeu, de bajos más 3 plantas con 20 viviendas.

La innovación tecnológica en materiales y sistemas constructivos permite hoy levantar este tipo de edificios de manera segura, rápida, gracias a la prefabricación de elementos, y sostenible.

Si se quieren cumplir los objetivos globales orientados a mitigar el cambio climático, la construcción es un ámbito de actuación prioritario. Los edificios son responsables del 40% del consumo de energía en el mundo y aproximadamente el 36% de las emisiones de carbono.

En este sentido, la madera es la única materia prima que absorbe carbono durante su crecimiento y que lo almacena cuando se convierte en material de construcción. En el lado opuesto, la producción de cemento ocasiona el 6% de las emisiones globales de CO2, por 8% del acero (la mitad destinado a la edificación).

El proceso de transformación de la madera también minimiza el impacto respecto a los materiales tradicionales. La energía primaria requerida para la fabricación de materiales y productos de construcción es entre un 60-80% menor para las estructuras de madera en comparación con las de hormigón.

La Universidad de Aalto (Finlandia) acaba de publicar un estudio que concluye que si el 80% de los edificios residenciales en Europa se realizaran con madera se almacenarían 55 millones de toneladas de dióxido de carbono al año. Una cifra que equivale a alrededor del 47% de las emisiones anuales de la industria cementera europea.

El uso extendido de la madera y los productos madereros en la construcción aportaría otros beneficios como la creación y mantenimiento de las superficies forestales (grandes sumideros de carbono) o la generación de empleo local de calidad.

 

Poca presencia en la educación superior

El aumento del interés por los edificios sostenibles construidos con madera ha cogido a contrapié al ámbito académico. Las universidades forman a los futuros arquitectos o ingenieros en el diseño y cálculo de estructuras de edificios en acero o cemento, no así en madera. En muchos países de nuestro entorno no existe la oportunidad de especializarse en construcción de edificios de gran altura en madera. El desconocimiento técnico lleva a que haya profesionales que no valoren esta opción a la hora de proyectar un edificio.

El proyecto KnoWood, financiado por la UE dentro del programa Erasmus+, intenta contribuir a llenar este vacío. Su objetivo es satisfacer las futuras exigencias de la educación superior en edificios sostenibles de media y gran altura en madera para promover su construcción. Y con ello fomentar el crecimiento forestal sostenible, el empleo en la industria de la madera o la reducción de los gases de efecto invernadero.

El proyecto KnoWood está siendo desarrollado por 11 instituciones de educación superior, centros tecnológicos y organizaciones del ámbito empresarial pertenecientes a 5 países:Dinamarca (Via University College e Instituto Tecnológico Danés), Reino Unido (Universidad de Westminster y Trada), Lituania (Universidad Técnica Vilnius Gediminas, Centro de Estudios Consultoría SCC, Idea Statika y Centro de Registro), Canadá (Instituto de Tecnología del Sur de Alberta) y España (Universitat Politècnica de Catalunya y House Habitat).

KnoWood se concretará en la mejora de los programas de estudios superiores existentes con relación a la construcción en madera mediante nuevos módulos, así como en la introducción de enfoques innovadores y multidisciplinarios para la enseñanza y el aprendizaje sobre aspectos relacionados con el diseño, tecnologías y construcción de edificios en madera.

 

España y la madera constructiva en la educación superior

“En los programas de grado y máster oficiales de la educación superior española la madera como material de construcción es tratada todavía como un material secundario. Eso hace que entre los profesionales del sector muchas veces falte conocimiento de las propiedades de la madera, de su cálculo estructural o de los nuevos productos y técnicas constructivas. Desde la universidad tenemos que estar alerta y corregir esta situación para que, una vez que concluyan su formación, los estudiantes tengan los conocimientos necesarios para poder considerar la madera como una opción natural en sus proyectos”, explica Laia Haurie, profesora de la Escola Politècnica Superior d'Edificació de Barcelona (EPSEB) de la UPC.   

En House Habitat, empresa especializada en construcción en madera, con amplia experiencia en el sector, constatan un notable aumento de solicitudes de información, así como de proyectos de edificación en madera. “Que hay un mayor interés por este material es evidente, pero todavía son pocos los profesionales: arquitectos, ingenieros u otros técnicos especializados en este tipo de construcción”, comenta Pere Linares, gerente de la empresa.

La UPC imparte docencia sobre la madera como material, así como sobre diseño y construcción, en diversas asignaturas de los grados relacionados con Arquitectura, Edificación e Ingeniería de la Construcción. La madera como material constructivo suele formar parte de los programas formativos. “El proyecto KnoWood nos posibilitará crear una asignatura optativa a partir de los módulos desarrollados, así como aumentar la presencia de la construcción en madera en algunos cursos existentes”, añade.

La construcción con madera, especialmente de edificios de mediana y gran altura, es un tema de interés en el sector de la construcción español y europeo. Pero en lo que respecta a los profesionales es necesaria una mayor formación y especialización. Una realidad que el proyecto KnoWood ayudará a paliar.

 

Y ADEMÁS


Art. Online
Entrevistas
Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada a través del análisis de tu navegación, conforme a nuestra Política de cookies.
Si continúas navegando, aceptas su uso.


Más información

Política de privacidad | Cookies | Aviso legal | Información adicional